THE BOY

José Álvaro Osorio Balvin llegó, en este documental de Prime Video, a un país con protestas, convulsionado, donde se le critica por no decir nada, o decir poco. Pero el chico es músico, un músico que cree en Dios, que tararea, hace videos con millones de viewers, que toma pastillas para dormir. Uno de sus hits dice: “Pensé que te había olvidado, pero pusieron esa canción”. Podría haber sido letra de bolero.

A veces se pierde, se desenfoca. Le dice el doctor de su cerebro que no tiene de qué preocuparse. Sólo está enfermo como hay enfermos del pulmón, de diabetes, de un diente con caries. Sufre por dentro, y debe sonreír como un payaso. Ataques de pánico, ansiedad, intentos de suicidios. Pena. “Siempre llega la luz en esos momentos”, concluye.

Pasa —como tú—, pegado al fono, subiendo fotos, buscando likes en Instagram, buscando validarse, en una disputa eterna entre su personaje Balvin y José. (Esa como bipersonalidad como la de Don Francis, Julio Iglesias y de tantos.)

El sueño del pibe: hacer duetos con Dua Lipa,  Daddy Yankee, JLO en el entretiempo del SuperBowl, volver a Medellín al primer concierto en un estadio para sí sólo, con invitados como Bud Bunny y Nicky. José es parte de la nueva camada, la expandida por youtube, la que en ese idioma parsero movió el tablero de las hotlists.

No debe ser fácil ser reggetonero en una latinoamérica explosiva. La música de ellos es fiesta, candombe, pero cuando no hemos estado en un recomenzar de cero, en una licuadora de lucha, de inconformidad que añora ser europeo pero corriendo por cada vena sangre roja latina.

Si usted soñó con algo, algo distinto al oficio que realiza hoy, por ejemplo con ser cantante, dése una horita y media de su tiempo para comprender las canciones de moda (que no son satánicas ni inmorales en su totalidad sino que conectan con una generación que habla como la suya, pero al final lo mismo: de lo que sentimos). 

Vea The Boy From Medellín, el reggetón no le hará daño. Es música y, hasta donde sabemos, la música no hace mal pa´ la salud.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s